Archive for 18 noviembre 2009

Suarez, también hay duende en Galicia.

noviembre 18, 2009

Una emoción indescriptible me envuelve cada vez que le veo en directo… llevo un año hechizado por su música y su directo.

Miles davis introdujo en la música moderna la importancia del silencio. En aquel episodio de los simpson en el que Hommer le dice a lisa que “el jazz es fácil” por aquello de los cromatismos… es decir, que se puede tocar cualquier nota siempre que des los acentos dentro de la escala… o algo así he entendido yo en mis conversaciones con mis amigos músicos… soy un completo ignorante…

Lisa contesta a su padre con algo parecido a eso que todos hemos pensado alguna vez, desde nuestra ignorancia, al ver pintura abstracta por ejemplo, aquello de que damos un par de brochazos o tiramos varios botes de pintura contra un lienzo, le damos la vuelta y ya tenemos un cuadro de informalismo abstracto… bueno… y Lisa le contestó… “Papá, no has entendido nada, lo importante no son las notas que tocas… sino las que no tocas”.

Pues algo parecido a eso aprecié yo en Suarez cuando entré en una sala repleta y estaban escuchando con un respetuosísimo silencio a un chaval gallego que cantaba con una sensibilidad extrema. Y ayer, después de su concierto, me pareció brutal que una amiga a la que recomendé ir me dijera: “Joder tío, lo que me encanta de este tío son las pausas que hace..”. 🙂

Aquí os dejo este momento embotellado. No se puede embotellar la magia. Desde luego, el duende no solo aparece en flamenco, ni en Andalucía… aunque aquí tengamos mucho a veces… es algo universal. En Cádiz se le llama “Aje”. Farruquito decía que el duende es el enemigo de Spiderman… y con “to el arte”. A mi Suarez me mostró que es capaz de hacer que aparezca en ese encuentro personal que es cada concierto…

Un Arma Precisa

noviembre 5, 2009

Y no hay nada más cierto. Lo importante ya no es la verdad de cada parte, si no las argucias de los contrincantes. Y es cierto que conseguir camuflar y adaptar la verdad empleando la dialéctica es un arte como otro cualquiera, y un buen orador que discuta con gran elocuencia siempre conseguirá llevar a quien se proponga a miles de huertos y falsos vergeles.

Pero a mi me toca el alma esto. No puedo evitarlo… Qué bello sería evitar todo tipo de discusiones y disfrutar de una vida entendiendo a todas las partes. Regalando abrazos en lugar de dentelladas. Regalar sonrisas por la calle es uno de mis deportes favoritos, y esto es bastante difícil cuando llega un absurdo choques de egos…

Ya abandoné el ridículo mundo de las discusiones. El mes pasado hice mi segundo aniversario en paz y armonía con mi entorno, y es tan cojonudo… Puede haber de vez en cuando alguna trifulquilla, es muy difícil ser justo siempre en toda circunstancia, pero no hay nada más bonito que equivocarse y reconocerlo. Admitir la verdad del que está en frente sin sentir que la nuestra pierde peso es algo tan bonito, que merece la pena ese esfuerzo.

Gran invento la empatía, la más precisa de las armas.