Un Arma Precisa

Y no hay nada más cierto. Lo importante ya no es la verdad de cada parte, si no las argucias de los contrincantes. Y es cierto que conseguir camuflar y adaptar la verdad empleando la dialéctica es un arte como otro cualquiera, y un buen orador que discuta con gran elocuencia siempre conseguirá llevar a quien se proponga a miles de huertos y falsos vergeles.

Pero a mi me toca el alma esto. No puedo evitarlo… Qué bello sería evitar todo tipo de discusiones y disfrutar de una vida entendiendo a todas las partes. Regalando abrazos en lugar de dentelladas. Regalar sonrisas por la calle es uno de mis deportes favoritos, y esto es bastante difícil cuando llega un absurdo choques de egos…

Ya abandoné el ridículo mundo de las discusiones. El mes pasado hice mi segundo aniversario en paz y armonía con mi entorno, y es tan cojonudo… Puede haber de vez en cuando alguna trifulquilla, es muy difícil ser justo siempre en toda circunstancia, pero no hay nada más bonito que equivocarse y reconocerlo. Admitir la verdad del que está en frente sin sentir que la nuestra pierde peso es algo tan bonito, que merece la pena ese esfuerzo.

Gran invento la empatía, la más precisa de las armas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: